Gobierno apuesta a los BRICS para destrabar financiamiento de Brasil

El bloque de países emergentes cursó una invitación a Sergio Massa para fin de mes. El banco que conduce Dilma Rousseff podría aportar las garantías que solicitan las entidades del país vecino.

Economía 12 de mayo de 2023 TELEDIARIO.COM.AR TELEDIARIO.COM.AR
Sergio Tomás Massa.
Sergio Tomás Massa.

El Gobierno acelera las gestiones con el banco de los BRICS para destrabar la llegada de financiamiento para las importaciones desde Brasil. Apuntan a que el bloque de países en desarrollo otorgue las garantías que solicitan las entidades financieras del país vecino para otorgar a los importadores argentinos un plazo de más de 360 días.

En concreto, el alivio podría alcanzar los u$s6.000 millones, explican en Economía. El directorio del organismo invitó al ministro Sergio Massa a participar de una reunión que se llevará a cabo en China a fines de mayo. Conversaciones en alta voz con Dilma Rousseff y gestiones en Beijing.

La principal misión del equipo económico por estas horas es conseguir los más de u$s10.000 millones que la sequía le restó a la programación anual de las exportaciones. Unos u$s5.000 millones estarán cubiertos por la ampliación en cantidades y en uso del swap vigente con China. Las operaciones con yuanes con el segundo socio comercial comenzaron a agilizarse y aseguran que esto traerá un primer alivio para las reservas del Banco Central.

El otro gran rojo comercial argentino surge de la balanza bilateral con Brasil. Con variaciones de acuerdo al año, el déficit suele rondar los u$s3.500 millones. En conversaciones que ya llevan varios meses se barajaron distintas opciones para que el gobierno de Lula Da Silva otorgue un mecanismo que le permita a Argentina contar con mayor margen financiero y a los exportadores de su país recuperar el mercado perdido ante el gigante asiático.
Por estas horas, la opción más firme es que el poderoso Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social de Brasil otorgue un financiamiento de más de 360 días para las ventas de ese país a Argentina. El mecanismo es complejo. Las entidades financieras del país vecino cuentan con regulaciones que por más afinidad política que haya entre los mandatarios, deben cumplirse.

Semanas atrás el presidente Alberto Fernández mantuvo una reunión bilateral con su par Lula Da Silva. En ese marco, también se abrió el espacio para una reunión ampliada que incluyó a los funcionarios de la primera plana de los dos gabinetes para intentar destrabar la situación.

Un ministro presente en el reservado encuentro le contó a Ámbito que Lula Da Silva decidió comunicarse en ese momento, frente a la comitiva argentina, con la ex presidenta de ese país, Dilma Rousseff, que actualmente conduce el Nuevo Banco de Desarrollo, más conocido como “el banco de los BRICS”.

El foco de esa conversación estuvo puesto en que la entidad financiera del bloque de países en desarrollo colabore garantizando el financiamiento a las importaciones argentinas. En el Gobierno explican que justamente esta es una de las trabas por las que la iniciativa todavía no se concretó.

En los industriales argentinos hay expectativa. Creen que esta operatoria podría acelerar la habilitación de los permisos para importar. El interés se posa especialmente en el sector automotriz en dónde el nivel de complementación es muy elevado. Los autopartistas brasileños también ven con buenos ojos el acuerdo. Incluso, un empresario local que viajó a Automec en San Pablo a fines de abril pudo corroborar el sobrante de stock que los fabricantes están ansiosos por ubicar.

Últimas Noticias
Te puede interesar
Lo más visto